Poemario. Sangrante Luna. Parte VI

Podrá ser que estamos encerrados en una oficina
ahogados entre ennumeraciones absurdas,
pero siempre hay una parte intima de nosotros
que permanece intacta y viaja en otro tiempo.
Es un ser que no nos pertenece, sino que dormita
en el fondo de nuestra propia sombra.
Es un breve aliento que nos permite transitar
más allá de la realidad palpable.
Es un rocío de luz que inunda las tinieblas.
Es un árbol que canta, es un piedra que llora.
Es un pájaro azul que se va y regresa.

Anuncios

Un comentario en “Poemario. Sangrante Luna. Parte VI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s