Poemario: Sangrante Luna. Parte II

La sangrante luna me mira sin piedad.
Y me rindo ante la certeza
de que la verdad es solo un anhelo del hombre.
Y abrazo el silencio azul
con los ojos cerrados.
Y olvido por un momento
el tiempo que me desvanece.
Y abro los ojos, y ahí estás tú,
a mi lado como siempre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s