Un registro del 2017

Gotas campaneando en un techo de lámina
Suspiros desnudos en el aire
El eco de una tormenta
El pétalo de una noche
The great gig on the sky
Librero, cama, manzana podrida, comics
Piano, fotografía, hierba, zapatos, ropa
Y un bolígrafo desangrándose en la hoja.

Cabezas rodando, mujeres violadas, personas desaparecidas
Elecciones ficticias, votos manipulados, un gran muro yankee
Patria violada, patria puta, patria vendida, patria extinta.
El mercado prostituye el arte
Diseñan algoritmos de falsa creación
Se escriben cantos sobre culos
Música clásica-poesía-teatro- arte puro; Underground.
Sonidos de máquinas-reggaetón-cine comercial; Fama.
Se alimenta la insensatez humana, para proliferar el dominio.
Humanos aprisionados en celulares
Yates lujosos descansan en el mar del ostento
Monedas invisibles, mendicidades capitalistas
Millones de personas mueren de hambre
Satélites idiotas se ríen en el espacio
ONU puta de Estados Unidos
Venezuela, ultrajada por los medios
Palestina, acribillada por Israel, Usa, Francia, Rusia.
En Argentina, Macri representa el fascismo latinoamericano
Y en México, prolifera la misma dictadura de siempre
Aunque cada vez más pútrida.

Es para llorar…. No
Es peor
Es para arrancarse la lengua con los dientes
Sacarse los ojos con las manos
Reventarse el hocico en una banqueta
Y atravesarse los tímpanos con un picahielos
Que yo sea poeta, y ante todo esto
Los poetas solo sirvamos
para ladrar como perros con miedo.

Anuncios

Hay poetas

Hay poetas
Que son constelaciones de sueños
Pájaros que aprendieron a caminar
En este mundo de gente a pie.

Hay poetas
Que florecen como la primavera
Dejando semillas del futuro
Sobre los cuerpos inertes.

Hay poetas
Que abren las puertas con un soplido
Y hasta el tiempo llora
Cuando los escucha cantar.

Hay poetas
Que son espejos quebrados
En un millón de pedazos, y reflejan
Todo cuanto pasa frente a ellos.

Hay poetas que pasan volando
como una estrella fugaz
frente a las miradas cegadas
de los hombres esclavizados.

Hay poetas
Que naufragan en islas donde nadie ha pisado
Y viven negando este mundo sin luz
Y desaparecen sin dejar rastro.

Hay poetas
que lloran hasta liberar el alma
son tiernos como una primavera helada
y navegan hasta perderse en el mar.

Hay poetas
Que construyen
Ciudades, castillos, y murallas
Con sus lagrimas de mármol.

Hay poetas
Que no escriben un solo verso
Y se enamoran de la vida
Y viajan en un suspiro que dura toda la eternidad.

Hay poetas
Que son aeroplanos descompuestos
O avionsitos de papel
Ajenos a la tierra donde no hay huellas.

Hay poetas
Que son una estación de tren abandonada
El Titanic hundido en el fondo de mar
La fotografía que nunca fue tomada.

Hay poetas
Que hablan en el lenguaje de los arboles
Y tienen ojos de gato siamés
Y rugen como una orquesta salvaje.

Hay poetas
Que corren descalzos bajo la lluvia
Y aman todas las cosas del mundo,
Esos son los mas raros en estos días.

Las vibraciones del espiritu

Se terminó el infinito en tu respiración
El alma descalza corre en el tiempo
Las flores nacen en la conciencia
Ya no hacen faltas papeles para escribir

Hay tanta poesía en todas las cosas
Que al final solo es necesario abrir los ojos
La transparencia luminosa y desatada
Ahora es una llovizna acariciando tímpanos

El melifluo de las gotas que caen
Los recuerdos abrigados en sueños
La ceguera inevitable de los hombres
Nada es capaz de entenebrecer este cantico.

Aunque me fuercen
Nunca voy a escribir un solo verso oscuro
Ya hay demasiadas tinieblas
En estos días plagados de funerales.

Es tiempo de volar por un sueño
Que avive las vibraciones del espíritu.

Amanece tu piel

Desde que llegaste a mi vida como un presagio divino
cantan las piedras, danzan las luciérnagas,
y el infinito termina
en la brevedad de tus suspiros.

Florece la música en el aire,
el tiempo fluye como un rabión,
basta una sola mirada tuya
para detener la rotación del mundo.

Toda la vida tiene poesía,
ha nacido un nuevo color,
hay un puente tendido
entre nuestras almas perdidas.

Ya no temo en esta tierra herida
donde la gente desaparece sin razón,
porque hasta los días más oscuros
amanecen en tu piel.

A ti

A ti
que después de siglos y siglos de metamorfosis molecular
te encuentras leyendo este poema en algún lugar del mundo.
A ti
que estas en mi respiración, en mis palabras, en el aire
en mi alma, en el día, en la noche, y en las estrellas.
A ti
que eres eterno y nunca te has dado cuenta.
A ti
que eres mayestático como las auroras boreales.
A ti
que nunca has dejado de soñar despierto
A ti
que hoy navegas en el mar de mi alma.
A ti
que llevas el universo guardado en los ojos.
A ti.

 

Poesía libre II

En el tapiz de las constelaciones
Puedo ver la última herida del universo
Se derraman las creencias los prejuicios y las ideologías
El revolver vuela hasta la ventana del poeta
La exterminación del nirvana debe concretarse
Un ser tiene que morir para el nacimiento de uno nuevo
Y la poesía florecerá como un nuevo color
y volverá el árbol a ser semilla
y volverán las cenizas a ser cigarro
y volverán la piedras a ser lava
y volverá el hombre a ser polvo de estrella.

(Fragmento del poema vivo)
(Autor: Jaime Jordán Cháve Ordóñez)